Crónica Zornotza Vs Hispagan UPB Gandia

Hispagan se despide de Leb Plata con una abultada derrota ante Zornotza

KEVIN MARQUINA 24/4/2017

Hispagan se despide de Leb Plata con una abultada derrota ante Zornotza

El dominio en la pintura de Vasilije Vucetic, el acierto exterior de Jean Cadot y las pérdidas fueron demasiado para un Hispagan que no consiguió un triunfo con el que despedirse de la competición y acaba colista la liga más ajustada de los últimos años.

Un inicio muy precipitado de ambos equipos mantenía un 2-2 desde los primeros compases. El no jugarse nada parecía hacer mella en los jugadores, que salieron a la cancha un tanto espesos, tanto por parte de los locales como de los gandienses. Hispagan conseguía tiros exteriores librados aunque sin éxito en la definición final. A partir del minuto 4 de juego, el ritmo empezó a aposentarse en el partido y las canastas comenzaban a llegar. Adrià Duch anotaba su primer triple y eso hacía que el ataque posicional de los de La Safor fuese más fluido, ya que empezaba a reinar la confianza. Y así lo plasmaba dos jugadas después con otro triple. En el bando de los vascos, David Iriarte empezó muy metido en el juego, anotando los primeros 4 puntos de su equipo. Y a ello se sumaba el acierto exterior que comenzaba a tener el conjunto de Mikel Garitaonandia. Con todo y gracias al acierto de los pívots valencianos y a los triples de Duch, Hispagan aguantó el arreón de los vascos guiados por los triples de Jean Cadot y el rebote ofensivo de sus jugadores interiores para irse con 4 puntos de desventaja (19-15) al término de los primeros 10 minutos de partido.

El segundo periodo arrancó con canastas en ambos aros y un Cheick Conde que empezaba a dejarse ver con varias canastas ya en su haber. Los locales, liderados en la pintura por un impecable Vucetic y el magnífico reboteador Iker Salazar hacían mucho daño en cada ataque, anotando en muchas ocasiones solos bajo el aro. Hispagan se plantaba en zona tratando de parar esa sangría de puntos que llegaban por parte de los hombres más grandes de Zornotza, y le fue bien en el primer ataque, provocando una pérdida de los de Garitaonandia. Los vascos, realizaban un tímido dos contra uno en los ataques de Hispagan para lanzar el contraataque y evitar la zona gandiense. Un contraataque culminado por Jean Cadot ponía el 27-21 y provocaba el tiempo muerto de Víctor Rubio. El entrenador valenciano no veía claro el ataque de los suyos y quería evitar la fuga de los de Amorebieta. En la reanudación, Hispagan anotaba por medio de Cheick Conde, que empezaba a ser determinante, e inmediatamente los locales respondían con un triple, su mejor arma hasta el momento. Pero los de Gandia querían llevarse este último partido y seguían insistiendo en sus ataques con su jugador “franquicia”, Cheick Conde, autor de 6 puntos consecutivos. La losa que tenía encima, el rebote defensivo. Los vascos lo cargaban mucho y conseguían anotar en las segundas oportunidades. Y de nuevo, fase de precipitación en ambos planteles, pérdidas y marcador inmóvil durante dos minutos. Pasada esta fase de desacierto, los interiores vascos volvían a hacer daño y eso provocaba otra brecha en el marcador, con 8 puntos arriba para los de Garitaonandia. Y gran parte de las jugadas locales acababan en canasta tras las segundas oportunidades. A la postre, tras una canasta de Zornotza en los últimos compases, los equipos se iban a vestuarios con un 41-31, fruto de todo lo comentado anteriormente.

Intercambio de canastas inicial que seguía manteniendo igual las cosas. Pero los interiores de Zornotza seguían muy sólidos y efectivos en cada ataque, con porcentajes muy altos que obligaban a anotar a Hispagan en cada una de sus jugadas si querían mantener opciones de conseguir el triunfo. Y ahí estaba Vladimir Tomasevic para enchufar un triple que seguía manteniendo a los suyos con alguna opción de remontada. Pero atrás no se defendía con contundencia, y cada ataque era una canasta de los verdes. El único que producía positivamente para los de La Safor era Cheick Conde, por donde pasaban muchas jugadas de los valencianos. La desventaja era considerable pero podía recuperarse con una defensa más agresiva y un pelín de acierto. Pero ni una cosa ni otra, y los verdes empezaban a romper definitivamente el partido en detrimento de los visitantes, que veían como el último partido de la temporada se les escapaba. Los exteriores de Zornotza penetraban muy fácilmente en cada posesión y en cambio los de Hispagan tenían muchos problemas para conducir la bola, así como para encontrar a un compañero libre de marca. Las pérdidas seguían protagonizando los ataques de los de Gandia y nada hacía presagiar que pudiera haber un intento de remontada. Tomasevic metía otro triple para su cuenta pero la contestación era instantánea. El rebote seguía siendo esa losa presente durante todo el encuentro para los valencianos, que permitían esas segundas oportunidades a su rival que tanto daño hacían. Al final, el parcial de 22-12 en este cuarto, demoledor. Zornotza entraba en el último periodo con una cómoda ventaja de 20 puntos que provocaba la euforia de su afición. 63-43.

El último cuarto comenzaba con un triple de los locales y dos tiros libres que acababan en la red de Cheick Conde. Un último periodo de trámite que solo servía para que los gandienses maquillaran un poco el resultado. Unas protestas de Sergio Vidal le condenaron hasta la técnica que, visto el resultado del partido, era un poco ahorrable por parte de los colegiados. Pero esto es baloncesto y hay que convivir con ello. Hispagan seguía cometiendo errores en ataque pero, por suerte, los de Garitaonandia no estaban tan letales en sus posesiones. También porque el entrenador, sabiendo que tienen por delante unos playoffs, rotó bastante a sus jugadores y a los más destacados les dio descanso. El partido estaba para algún detalle bonito, y ahí estaba Vladimir Tomasevic para ratificarlo. Gran jugada personal corriendo el contraataque que acababa en 2+1 para deleite de los aficionados vascos, que aplaudieron la acción del montenegrino. Junto  a Conde, otro de los destacados de los gandienses, anotaba ahora 5 puntos con asistencias del guineano que acercaban a 16 a los suyos. Con la desventaja que presentaba el marcador, el coach de Hispagan volvió a dar minutos en Leb Plata a los canteranos Alan Kleinjan, quien ya gozó de 6 minutos en el partido ante HLA Lucentum y, además, anotó sus 3 primeros puntos en la competición y al junior de primer año Nedas Krisciunas que en su debut en la división de Plata anotó un triple.

4 tiros libres de los vascos volvieron a poner el +20 en el luminoso. Quien estaba realizando un partidazo era el escolta Jean Cadot, uno de los artífices de esta abultada victoria que se iba a llevar el conjunto de Mikel Garitaonandia. El canterano Kleinjan quería engrosar su faceta anotadora en la competición, y se jugaba algunos ataques de su equipo, aunque sin fortuna en la definición final. El tramo final de partido fue un auténtico vendaval verde, que se lucía en sus ataques, jugando a placer. En cambio, Hispagan seguía con las pérdidas que le condenaron ya desde el inicio del partido. A la postre, victoria cómoda de los vascos (82-59) que terminan sextos en la tabla clasificatoria y dejan colista definitivamente a un Hispagan que siempre fue a remolque.






INTERESANTE


Partidos Fin de Semana

Consulta Aquí

ABóNATE, tu colaboración es fundamental

Consulta Aquí

DESCÁRGATE AMIX.
La app gratuita que te conecta con tu club




NUESTROS PATROCINADORES


Patrocinador Principal:

Copatrocinador:

Patrocinadores Institucionales:

Responsabilidad Social: